Lo que más os despertare a amar eso haced. Humildad es andar en verdad. Sólo el amor le da valor a todas las cosas ¿Qué queréis Señor de mí? Juntos andemos Señor. Nada se aprende sin un poco de trabajo. Gran cosa es el propio conocimiento. Obras quiere el Señor. Haz de mí lo que quieras. Se necesitan amigos fuertes de Dios. No se da este Rey sino a quien se le da del todo. Todo lo que se pasa con amor torna a soldarse. Pues tenéis tan buena madre, imitadla. Si Dios no nos favorece, no somos nada. De malas razones nos libre Dios. Bienaventurado quien de verdad amare a Dios y siempre le trajere dentro. En cada cosita que Dios creó hay más de lo que se entiende. Sin ti ¿Qué soy yo Señor? De donde ha de venir la confianza ha de ser de Dios. Dejarnos en las manos de Dios es lo más acertado en todo. La perfección verdadera es amor de Dios y del prójimo. Dios siempre enriquece el alma a donde llega. No quieras gozar sin padecer. Amor saca amor. Muchos se quedan al pie del monte que pudieran llegar a la cumbre. No es tiempo de tratar con Dios negocios de poca importancia. La paciencia todo lo alcanza. Sólo Dios basta. Se necesitan amigos fuertes de Dios. Lo que más os despertare a ama eso haced. Humildad es andar en verdad. Sólo el amor le da valor a todas las cosas ¿Qué queréis Señor de mí? Juntos andemos Señor. Nada se aprende sin un poco de trabajo. Gran cosa es el propio conocimiento. Obras quiere el Señor. Haz de mí lo que quieras.