¿Cuándo comenzar? Después de iniciado el curso escolar, las catequesis en las Parroquias, colegios, escuelas…

Motivación: Comenzar explicando el sentido del Año Litúrgico, que celebramos en la Iglesia, comunidad de creyentes en Jesús. Insistir en la necesidad de que la fe se vive, se comparte y se celebra en la Comunidad. Este camino de fe no es sólo una teoría que aprendemos es fundamentalmente una experiencia de vida.

«La catequesis está intrínsecamente unida a toda la acción litúrgica y sacramental» (Directorio de Catequesis, 30).

Los padres y catequistas somos los primeros testigos y transmisores del mensaje de Jesús, por eso debemos estar unidos a Jesús, por la oración y los sacramentos, alimentar la vida con la Palabra de Dios y vivir el Evangelio.

«Solamente, en íntima comunión con Él, los catequistas encontrarán luz y fuerza para una renovación de la catequesis» (Catechesi tradendae, 9).

Para recorrer este camino de vida cristiana nos acompaña MARÍA, nuestra madre en la fe, nos alienta en las dificultades y nos reviste de los sentimientos de Jesús.