TERCERA SEMANA DE CUARESMA

Domingo, 20 de marzo

«Señor, déjala todavía este año; yo cavaré alrededor y le echaré estiércol, a ver si da fruto” (Lc 13, 9)

¡Qué cercano se muestra Jesús! Cree en los paisajes que nosotros no divisamos todavía. Apostemos por una vida vivida con la intensidad que nos regala el Espíritu. San José, en silencio, nos custodia, nos ayuda, nos invita a crecer y dar fruto.

A pesar de todo, tú nos amas, Jesús. No te importa nuestro pasado. Siempre estás esperándonos. Te importa, y mucho, que la Iglesia dé fruto abundante. Bendito eres, Señor. 

Lunes, 21 de marzo  

“En verdad os digo que ningún profeta es aceptado en su tierra” (Lc 4, 24)

El Espíritu quiere libertad. Jesús, lleno del Espíritu, libre, no se deja controlar, se abre paso y abre paso a la gracia liberadora. Dejémonos liberar por Jesús, no carguemos con el peso de tantas historias negativas. No queramos glorias ajenas a cambio de la libertad de los hijos de Dios. 

Ayuda, Señor, en este Sínodo a la Iglesia a entrar en un proceso de discernimiento como escucha común del Espíritu.

Martes, 22 de marzo  

“Lo mismo hará con vosotros mi Padre celestial, si cada cual no perdona de corazón a su hermano” (Mt 18,35)  

¡Qué difícil nos resulta perdonar! Y sin embargo el Espíritu pretende que perdonemos. ¿El motivo para perdonar?: que Dios nos ha perdonado una y mil veces, no hay que darle más vueltas. Si la miramos bien, nuestra vida es un canto a la misericordia. ¡Cuánta libertad si nos atrevemos a perdonar!

Damos vueltas en nuestro interior a estas tres palabras: perdonar, de corazón, al hermano. Esta es hoy nuestra oración.

Miércoles, 23 de marzo  

“No he venido a abolir la Ley y los Profetas, sino a dar plenitud” (Mt 5,17)   

El Espíritu nos coloca, no ante la ley, sino ante la voluntad amorosa de Dios; nos guía ante la verdad plena para la que ha venido Jesús. Sin verdad, ninguna relación es duradera, ni la de Dios ni la de los demás. Humildad es andar en verdad delante de la misma verdad de Dios.

Espíritu divino, vivifícanos. Mantennos fieles a la verdad, a la vida, al amor.  

Jueves, 24 de marzo  

“Si yo echo los demonios con el dedo de Dios, entonces es que el reino de Dios ha llegado a vosotros” (Lc 11,20).  

Por aquí anda el pecado contra el Espíritu: decir que Jesús no traía salvación sino demonio, impedir que la Iglesia entre en un camino sinodal, en el que hablen los que siempre han estado callados. Cuando caminamos juntos, el Evangelio es como una luz encima del candelero. 

Inspíranos, Señor, las decisiones necesarias para sostener el camino de la Iglesia. 

Viernes, 25 de marzo  

ANUNCIACIÓN DEL SEÑOR

«El Espíritu Santo vendrá sobre ti, y la fuerza del Altísimo te cubrirá con su sombra; por eso el Santo que va a nacer se llamará Hijo de Dios” (Lc 1, 35).

Hoy es un día para alegrarnos con María. En ella floreció Jesús, el Salvador. María nos invita a elegir la luz, a escoger la vida. María nos regala al Dios con nosotros. María acompaña a la Iglesia en el camino sinodal, nos enseña a encontrar la comunión en la común obediencia del Espíritu. ¿Qué pasos nos invita a dar María para crecer en nuestro caminar juntos?

Somos, Señor, lo que tú nos amas.  Santa María del camino, ¡Ven con nosotros, a caminar!.

Sábado, 26 de marzo  

“¡Oh, Dios!, te doy gracias, porque no soy como los demás: ladrones, injustos, adúlteros; ni como ese publicano. Ayuno dos veces por semana y pago el diezmo de todo lo que tengo” (Lc 18,11-12).

El Espíritu, para discernir nuestra oración, nos pregunta: ¿Os veis como justos? ¿Os sentís seguros de vuestra conducta? ¿Despreciáis a quienes no viven como vosotros? Recordamos que el Dios de nuestro Señor Jesucristo aprecia a los humildes que no tienen otro agarradero que la misericordia. El Sínodo es una progresiva conversión que nos introduce en la comunidad cristiana.

Suba nuestra oración a ti, Señor, como un homenaje a la verdad, como la auténtica voz de nuestro corazón.

Escucha este Evangelio con textos de los Místicos y una canción en la App Evangelio orado

Libros recomendados:

Post recomendados:

Viva el evangelio como nunca antes:

Suscríbete gratis al CIPE:

Recibe nuestro e-mail semanal. Si estás leyendo este blog será de tu interés: