Letra y música: José-Manuel Montesinos inspirado en Mateo, 17, 1-9.
Disco: Del Tiempo y las Horas.

En el esplendor de la nube se oyó la voz de Dios Padre:
“ESTE ES MI HIJO, EL AMADO, ESCUCHADLE.”
Contemplad el rostro de Cristo, que se transfigura radiante:
“ESTE ES MI HIJO, EL AMADO, ESCUCHADLE.”
¡Quién pudiera alzar unas chozas, por siempre en la cima extasiarse!
“ESTE ES MI HIJO, EL AMADO, ESCUCHADLE.”
Pero hay que pasar el Calvario antes que la Gloria se alcance.
“ESTE ES MI HIJO, EL AMADO, ESCUCHADLE.”
Gólgota y Tabor, Cruz y Gloria, Fuego del Amor más brillante.
“ESTE ES MI HIJO, EL AMADO, ESCUCHADLE.”
www.lenguajedelasflores.blogspot.com