1. No es fácil Identificarse con las oraciones bíblicas:

  • Reflejan experiencias religiosas de otras personas; no nuestras ni mías.
  • Son composiciones antiquísimas. Surgidas de una mentalidad oriental, dentro de una pensamiento primitivo; en medio de un contexto agrícola.
  • Brotan del corazón del pueblo judío. Están plagadas de alusiones a su geografía, su historia, sus instituciones, su peculiar religiosidad.
  • Reflejan una fe más distante, una esperanza más terrena, y hay que amar, a lo más al judío, pero nunca al enemigo.
  • Sus exigencias morales nos parecen antievangélicas; sobre todo, en los sentimientos expresados de forma tan violenta.

Texto completo en la Ficha 3

Ficha3: CÓMO HACER NUESTRAS LAS ORACIONES BÍBLICAS